Si bien hay ocasiones en las que podemos obtener los primeros resultados SEO en unos pocos días, lo normal, sobre todo cuando tenemos un proyecto que empieza de cero, es que los resultados tarden en llegar. A veces, semanas y otras meses. El trabajo continuo y sin pausa que se vaya desarrollando (siempre habrá cosas que podamos ir mejorando o puliendo) es lo que hará que en un momento dado, nuestro portal despegue. Esto es así porque los buscadores quieren asegurarse de que nuestro proyecto es serio y a largo plazo. A veces ocurre que hemos hecho un trabajo impecable de optimización y no obtenemos apenas resultados visibles. Y, de repente, un buen día, nuestro posicionamiento se dispara, simplemente habiendo continuado con un trabajo continuo pero sin haber hecho ninguna acción que por ella sola justifique este despegue. Y a partir de entonces, debemos dedicarnos a mantenerlo y a seguir mejorarlo, porque también puede perderse.
Al igual que el resto de nuestros servicios, te damos varias opciones entre las que podrás encontrar la más adecuada a tus necesidades, con el objetivo de posicionar tu negocio o web en los buscadores, especialmente en Google que, además de ser el más importante, se basa en más de 200 factores para posicionar las páginas web, y no todo el mundo los domina.
Trabajando el SEO nadie te puede garantizar que vas a aparecer en la primera página de los resultados de búsqueda orgánicos o en una posición determinada en un tiempo determinado. Quien diga eso, o está tratando de engañarte, o está usando técnicas poco éticas o fraudulentas, que en muchos casos pueden llevar a penalizaciones graves. Debe haber un trabajo por detrás, eso está claro, y lo normal es que ese trabajo consiga algunos resultados en un plazo razonable de tiempo (semanas) y poco a poco vaya avanzando.

La razón más importante por la que es necesario el SEO es porque hace más útil tu página web tanto para los usuarios como para los motores de búsqueda. Aunque estos aún no pueden ver una página web como lo hace un humano. El SEO es necesario para ayudar a los motores de búsqueda a entender sobre qué trata cada página y si es o no útil para los usuarios.
El concepto de SEO (Search Engine Optimization) se refiere al trabajo de optimización y de aumento de la popularidad de un sitio web, con el objetivo de que dicho sitio sea rastreable por los motores de búsqueda, indexado correctamente y suficientemente relevante para que algunas o muchas de las páginas sean mostradas en las primeras posiciones de los buscadores para determinadas consultas de búsqueda de los usuarios.

Cuando publicas una nueva página Web tienes la esperanza de que a los pocos días te llegará el éxito por el hecho de que tu empresa ya está en Internet. Pero pasan los días, las semanas, incluso los meses, y esa ilusión inicial se va desvaneciendo poco a poco hasta llegar al punto de que la realidad nos hace ver claramente de que eso no va a pasar, por lo menos no como esperabas.
Google Search Console es una herramienta gratuita de Google antes llamada Google Webmaster Tools, fundamental para llevar a cabo una buena estrategia SEO. Analiza tu web y te avisa de posibles errores que afecta a tu posicionamiento natural como pueden ser errores de indexación, errores en el robots.txt, errores en el sitemap, errores 404 o errores de servidor…
Este cambio es consistente con lo que Google quiere de los administradores de sitios web: menos linkbuilding y más calidad, y toma en cuenta el factor de interacción de las personas con el contenido propio de cada página. Dentro de estos factores destacan: el tiempo de permanencia en el sitio web, el porcentaje de rebote, los comentarios que se realizan en la página, y las veces que se comparten en las redes sociales. Cabe mencionar las herramientas proporcionadas por Google y Bing, etc. como Herramientas de Webmaster de Google y Google Analytics (gratuita y de pago).
×